jueves, 8 de noviembre de 2007

Lilita Carrió: “Las elecciones del Chaco pueden ser un Milagro"

La diputada nacional y candidata presidencial por la Coalición Cívica, Elisa Carrió estuvo en Resistencia para respaldar la candidatura de Alicia Terada a gobernadora. Expresó que "cree que habrá un milagro". Manifestó que sólo lleva una herida y "es la fuerte incomprensión de muchas chaqueñas y chaqueños que nunca entendieron porque me tuve que ir". Elisa Carrió expresó que "me gustaría que el lugar que tuve que dejar, este liderazgo nacional que me tocó y que no busqué, me puedan acompañar esta vez, y puedan acompañar a la Coalición Cívica, el domingo que viene en esta provincia". Después aclaró que sólo lleva una pequeña herida y "es la fuerte incomprensión de muchas chaqueñas y de muchos chaqueños que nunca entendieron porque me tuve que ir, de alguna manera territorialmente para poder pelear esta causa nacional, quizá esa herida puedan cerrarse entre los chaqueños y yo, de corazón la quiero sanar. Quiero decirles que no lo hice por ambición, porque sino hubiera sido jefa de gobierno de la ciudad de Buenos Aires o senadora nacional de la Capital y siempre me negué a ello. Si yo me fui de acá fue porque tenía que asumir este liderazgo, porque teníamos que cambiar esta república, y porque si esto sucede, quizá haya sido lo mejor que le pueda pasar a esta mi provincia tan amada. Ganar o perder no es la cuestión, pero yo creo que puede haber milagro". La candidata presidencial chaqueña valoró el logro que le significó al ARI, obtener la primera gobernadora mujer. Expresó que "estas construcciones que parecen endebles, pero que son fuertes le dieron la primera gobernadora mujer". A la vez que consideró el ejemplo de Tierra del Fuego como un milagro. Mencionó los modelos que pasaron en nuestro país, "el radicalismo, con la ética y la república", y la del peronismo "que pensaron que la justicia social sola bastaba"; y "la síntesis de estas tradiciones fueron dos corporaciones". "Es imposible tener al gobierno sin un mínimo contrato moral, sin un contrato de decencia", apuntó la candidata presidencia. A la vez que rescató el rol del diálogo intercultural e interreligioso. Consideró que resta resolver como síntesis del diálogo, república y moral a "la desigualdad patética de sus pueblos". Ofreció como alternativas el Ingreso Ciudadano a la Niñez y el Ingreso Ciudadano a la Vejez.